El conflicto Google-Huawei ¿antesala de una guerra fría tecnológica o acuerdo comercial?

Sede central de Huawei, en Shenzhen

El pasado día 20 de mayo el mercado mundial de las telecomunicaciones se vio sacudido por una amenaza monumental. En el marco de un enfrentamiento tecnológico (de momento) entre Washington y Pekín, Google anunciaba que comenzaría a limitar los servicios de software que proporciona a Huawei, el gigante de las telecomunicaciones, después de que una orden de la Casa Blanca restringió el acceso de la compañía china a la tecnología estadounidense. Recordemos que el software de Google hace funcionar los teléfonos celulares de Huawei, y sus aplicaciones vienen precargadas en los dispositivos que esta vende en todo el mundo.

Según cómo se ejecute la orden de la Casa Blanca, la situación podría agravarse o llegar a un acuerdo. Visto con un poco de perspectiva, el fenómeno parece mucho más que problemas puntuales, como las restricciones impuestas por EE.UU. al gigante tecnológico chino. De hecho, el Fondo Monetario Internacional (FMI) acaba de advertir que el pulso entre ambos países puede «poner en peligro la recuperación» del crecimiento económico global para este año.

«¿Bloquear a Huawei?.  Aún es pronto para saber las consecuencias exactas que tendrá para los usuarios el veto de Google y de otras tecnológicas estadounidenses a Huawei, pero está claro que en este «tiempo de incertidumbres» los móviles del gigante chino podrían ser más vulnerables y estar más expuestos a posibles ataques. Hasta que Huawei no diga exactamente qué va a hacer, estamos ante una situación de demasiada indeterminación para saber qué puede pasar con los usuarios» declaraba a la agencia EFE Eusebio Nieva, director técnico de Check Point en España y Portugal.

Penetración de aplicaciones de Google en los operadores Huawei, Samsung y Xioami

No cabe duda que el anuncio de Google, dejar de dar soporte a los smartphones de Huawei, ha significado un golpe con repercusiones mundiales,  desatando un sinfín de especulaciones, fundamentalmente tecnológicas y económicas.  Para Huawei, el gran efecto será en el extranjero, porque los clientes chinos ya tienen acceso limitado a los servicios de Google. El repliegue de Google tendrá su mayor efecto en Europa, donde se ha convertido en un gran vendedor de teléfonos móviles. Otras empresas inevitablemente le seguirán el paso. En efecto, “esta decisión ejerce presión en los sueños de expansión internacional de Huawei” un análisis de “The New York Times”. Esto, sin olvidar que sus repercusiones sobre la industria y economía estadounidense y algunos países europeos podrían ser formidables. De momento hay 90 días para estudiar la situación, llegar a nuevos acuerdos o no; en fin, para buscar una salida a tan preocupante problema.

Ahora bien, dado el grado de penetración de los smartphones de Huawei en España, distribuidores y usuarios desean saber lógicamente a qué atenerse. Las  interrogantes se acumulan en este complicado panorama. “¿No poder utilizar aplicaciones como Chrome, YouTube, Gmail, Google Maps o Google Drive y dejar de tener acceso a Google Play? Es que si finalmente Google restringe a Huawei el acceso a sus aplicaciones móviles y al sistema operativo Android, las consecuencias serían dramáticas para los actuales usuarios de smartphones del fabricante chino. Estos no sólo dejarían de tener acceso a algunas de las aplicaciones que más utilizan actualmente, sino que tardarían meses, incluso años en poder utilizar otras similares” indica un reciente informe de la compañía Smartme Analytics.

Según un estudio realizado por esta empresa especializada en tecnología observacional, en España y dentro del mercado Android, Huawei tiene una cuota del 19,9% del mercado de dispositivos móviles, detrás de Samsung, que lo lidera con el 32,5% y por delante de Xiaomi, cuya cuota de mercado se sitúa en el 12.9%. Aunque efectivamente los usuarios de Huawei se verían perjudicados, a tenor de los datos en menor medida que los de Samsung y Xiaomi que utilizan aún más los servicios de Google.

Principales servicios de Google en dispositivos Huawei, Samsung y XioamiEn cuanto a la penetración de las apps de Google, Chrome es el navegador utilizado con una cuota del 85,5% en el caso de los usuarios de Huawei, del 84% de los de Xiaomi y del 82,2% de los de Samsung. Según el estudio de Smartme, YouTube es la segunda App de Google más utilizada por los usuarios de Android. La usan el 72,4 de los usuarios de Samsung, el 71,5% de los de Xiaomi y el 61,4% de los usuarios de Huawei. La tercera de las grandes apps móviles de Google es Gmail, con una penetración del 71,4% entre los usuarios de Xiaomi, del 61,9% entre los de Samsung y del 59% entre los de Huawei. En el caso de Google Maps, los usuarios de Xiaomi lideran su uso, con el 59,9%, seguidos por los usuarios de Samsung, con el 51%, y por el 43,3% de los tienen un Huawei. Finamente, Google Drive es utilizada por el 56,8% de los propietarios de un móvil Xiaomi, por el de los 46,2% de los que eligieron un Samsung y por el 42,4% de los que utilizan un Huawei.

Lola Chicón, CEO de Smartme Analytics
Lola Chicón, CEO de Smartme Analytics

Si finalmente se cumple la amenaza de Google ‐concluye Lola Chicón, CEO de Smartme Analyticslos usuarios de Huawei verían muy limitada su capacidad de disfrutar de la movilidad tal como la entendemos hoy. No sólo no tendrían acceso al sistema operativo líder del mercado, tampoco podrían acceder a la principal tienda de apps y se verían obligados a dejar de utilizar las aplicaciones clave para cualquier usuario móvil en su día a día, y que en la actualidad están bajo el dominio de Google para comunicarnos por email, navegar por internet, orientarnos para llegar bien a cualquier destino, etc”.

 En otras palabras, los compradores de teléfonos móviles que solían pensar en el precio y las especificaciones a la hora de elegir un nuevo dispositivo, ahora también deben  preocuparse por la geopolítica.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.