Las empresas señalan las pruebas de software manuales como el mayor desafío para el éxito empresarial

El mainframe sigue jugando un papel fundamental en los servicios digitales

Para nadie es un secreto que las ideas innovadoras no surgen una vez planificadas. Pero en la época que estamos viviendo resultan imprescindibles. Una compañía puede ser  desplazada de su posición en el mercado e incluso desaparecer, por falta de innovación, velocidad de cambio o capacidad de reinvención para afrontar el desafío digital. Las compañías deben innovar para ser competitivas. Pero necesitan las herramientas adecuadas para acelerar la irrupción y compartición de ideas: herramientas capaces de inspirar y atraer a los equipos de trabajo.

Por ello resultan preocupantes los resultados de una encuesta global realizada por Vanson Bourne a petición de Compuware, en la que participaron 400 profesionales senior de TI de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Italia, Alemania y España responsables del desarrollo de aplicaciones en organizaciones con mainframe y más de 1.000 empleados, revela que uno de los mayores desafíos que afrontan las grandes organizaciones cuando intentan acelerar la innovación digital son las pruebas de software manuales.

La investigación examina los procesos que las organizaciones han implementado para innovar en el mainframe tan rápidamente como en sus entornos distribuidos, que son altamente dependientes del mainframe. La encuesta también explora los métodos utilizados para respaldar las pruebas en el mainframe y los desafíos que afrontan las empresas para aumentar simultáneamente la calidad, la velocidad y la eficiencia durante los procesos de desarrollo y entrega de aplicaciones.

Las pruebas de software manuales suponen una pérdida de recursos

En este marco, insiste en que las pruebas manuales suponen una pérdida de recursos y revelan que, si bien las organizaciones aprecian en la automatización de pruebas la clave de su capacidad para proporcionar innovación más rápidamente y mantienen al mismo tiempo la calidad, todavía son muchas las que siguen utilizando prácticas de pruebas manuales en el entorno mainframe.

Dado el papel nuclear que el mainframe sigue jugando en los servicios digitales, estas pruebas manuales están creando un cuello de botella que, en última instancia, obstaculiza la innovación e impide que las organizaciones alcancen sus objetivos de negocio. De hecho, el 75% de los responsables españoles de TI (77% a escala mundial) considera cada vez más difícil incrementar simultáneamente la calidad, velocidad y eficiencia del desarrollo y las pruebas de código de aplicaciones mainframe para cumplir los objetivos de innovación del negocio.

Al mismo tiempo, y debido a la creciente complejidad de sus entornos de aplicaciones, el 96% (92% mundial) afirma que los equipos mainframe de sus organizaciones dedican actualmente más tiempo al testing de código que en el pasado. En promedio, los equipos de desarrollo destinan cerca de la mitad de su tiempo (45% en España, 51% global) al desarrollo de pruebas durante el lanzamiento de nueva aplicación, característica o funcionalidad mainframe.

Christopher O'Malley, CEO de Compuware
Christopher O’Malley, CEO de Compuware

Según Christopher O´Malley, CEO de Compuware, “mientras que la demanda de los clientes de un ciclo constante de nuevos servicios digitales y experiencias crece sin pausa, velocidad e innovación se han convertido en una llamada de atención para los departamentos TI de todas las industrias”. “La automatización y el paso a Agile y DevOps”, añade O´Malley, “son cruciales para mejorar el ritmo de innovación sin comprometer la calidad y la eficiencia, en respuesta a los siempre y maravillosamente insatisfechos clientes a los que las empresas se esfuerzan en servir”.

La investigación también revela que la presión por reducir costes y tiempo a la que está sometida el área de TI crea riesgos de negocio. Así, un 88% de los responsables españoles de desarrollo de aplicaciones encuestados afirma que cada es más difícil ofrecer innovación más rápidamente, sin comprometer la calidad ni incrementar el riesgo de errores en producción.

Las principales preocupaciones de estos profesionales en relación con la presión para recortar costes y tiempo en el desarrollo de pruebas de código mainframe para proporcionar innovación más rápidamente son: introducir potenciales fallos de seguridad (72%); impactar en la experiencia del cliente (24%); interrumpir las operaciones (32%); gastar recursos del equipo de operaciones en la búsqueda de fallos (24%); gastar tiempo de los equipos de desarrollo en ‘habitaciones de guerra’ para solucionar problemas (56%); e impactar en los ingresos (28%).

En este contexto, los resultados de la encuesta indican que la automatización de pruebas es crítica para el éxito. El 84% de los profesionales españoles de TI considera que, a no ser que puedan automatizar más casos de prueba, serán incapaces de satisfacer la necesidad de velocidad del negocio, afectando la innovación y la experiencia del cliente.

Se incrementa el porcentaje de grandes empresas usuarias de mainframe

Este convencimiento lleva a un 96% de los encuestados en España (90% a escala mundial) a identificar la automatización de más casos de prueba como el factor único más importante de éxito a medida que aumenta la presión en el departamento de TI para acelerar la innovación.  Por otro lado, el 68% cree que es inevitable que código defectuoso pase a producción a no ser que puedan automatizar más casos de prueba y un 88% considera que la automatización de los casos de prueba en mainframe será crucial para superar la creciente escasez de conocimiento en esta área de su negocio.

No obstante, y a pesar de los beneficios reconocidos, el 92% de los responsables españoles de desarrollo de aplicaciones afirma encontrar dificultades para automatizar las pruebas de código mainframe y, en la actualidad, solo el 13% (7% mundial) afirma estar automatizando la ejecución de los casos de prueba en el código mainframe como forma de mejorar su capacidad para acelerar la innovación.

Por el contrario, el 75% de las organizaciones todavía no ha automatizado los procesos de prueba de código en cada etapa del proceso de desarrollo y menos de una cuarta parte (24%) realiza pruebas, tanto unitarias como funcionales, del código mainframe para asegurar su calidad antes de su lanzamiento a producción.

De acuerdo con el estudio, al “traslado hacia la izquierda’ que implica la automatización de pruebas y, en particular, la automatización de pruebas unitarias hace que las organizaciones puedan “fallar rápidamente” en el mainframe, sobrecargando la innovación sin temer el riesgo de introducir problemas que interrumpan las operaciones, introducir riesgos de seguridad, interferir en la experiencia del cliente o impactar en los resultados del negocio. Mejor aún, las organizaciones pueden mejorar la calidad, velocidad y eficiencia en el mainframe a pesar de la creciente escasez de desarrolladores experimentados; ofreciéndose una importante ventaja a la hora de impulsar la diferenciación frente a la competencia a través de sobrealimentación de la innovación digital.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.