Los Recursos Humanos, hoy en la Nube. Mañana también

José Manuel Villaseñor, Partner de Cezanne HR

653

Las áreas de Recursos Humanos deben identificar y aprovechar las habilidades de sus profesionales y ser capaces de alinearlas con las necesidades del negocio. La irrupción de la tecnología digital pondrá en valor la transformación del modo en el que las personas desempeñan sus tareas e impulsará una mayor personalización del empleado, siendo éste un individuo al que se le deberán proponer soluciones de gestión prácticamente ad-hoc.

La tecnología, y a todas luces, el cloud computing, ayudará a recursos humanos a “mutar” para colocar en el “prime time” de sus objetivos la aportación de valor a la fuerza laboral. Una tecnología que servirá además, para adaptarse a los nuevos requerimientos que impone la globalidad del mercado con nuevas estrategias de selección y gestión del talento. ¡Ojo a la movilidad! para superar las fronteras geográficas. De nuevo el cloud, se impondrá como soporte tecnológico para dar cobertura a las nuevas formas de entender la dirección de las personas a nivel mundial.

Comienza pues, una época en la que las empresas deben buscar nuevas posiciones, nuevas estrategias para conseguir objetivos, cada vez más ambiciosos, en un mercado en el que las reglas del juego, han cambiado. Ahora pensamos en global y actuamos en digital. Es decir, que la crisis nos ha hecho mirar al exterior, abrir nuevos mercados, internacionalizarnos. Y las nuevas tecnologías han permitido conjugar con éxito la eterna ecuación del +x-. La nube, que hoy ya no es noticia, sino para quien no la utiliza, ha permitido tener un mayor y mejor control sobre los costes y tener un sistema que muy probablemente será mucho más seguro que cualquier otro que imaginemos implantado in-house. Pero lo importante no es la nube, sino lo que seamos capaces de alojar en ella. Aplicaciones, servicios, infraestructuras, lo que sea, con el fin de dotar a la empresa de ese componente extraordinario que le ayude a diferenciarse en un entorno cargado, ahora sí, de nuevas oportunidades.

La tecnología es ese plus añadido. Una tecnología que, aplicada al entorno de los recursos humanos, permitirá mejorar los procesos de gestión del talento, reconocer a los mejores, evaluarles y recompensarles como se merecen, pero también ayudar a aquellos que, aún teniendo buena disposición, encuentran dificultades en el desempeño de sus funciones. Formación, incentivos, desarrollo, todo vale, si la persona está en sintonía con la empresa y si ésta última descubre y valora el potencial de la primera. Pero ¿cómo hacerlo sin las herramientas necesarias?

No caigamos en los mismos errores cometidos en el pasado, buscando soluciones “faraónicas” para problemas recurrentes en casi todas las organizaciones. La respuesta está, la mayoría de las veces, en la aplicación de soluciones estándar con potentes funcionalidades pero fáciles de usar. Soluciones flexibles, dinámicas, modulares y seguras. Si además, hablamos de soluciones económicamente asequibles, sin duda alguna, los departamentos de recursos humanos tendrán más fácil volver a desempeñar su función de liderazgo para retornar a las empresas a la senda del éxito. Y la nube es ya el vehiculo con el que recorrer el camino. Mañana, también.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here