Un 43% de los mayores de 55 años pide ayuda tecnológica a sus hijos

Trucos psicológicos del spear phishing

Que la gente de mayor edad se dirija a los miembros más jóvenes de la familia para solicitar su ayuda de forma recurrente, con peticiones como: “¿me puedes arreglar Internet?, ¿me puedes enseñar a subir algo a la nube? o ¿me puedes ayudar a proteger mi banca online?, constituye una escena bastante común en esta digitalizada sociedad.

Evidentemente la edad es el mejor indicador que determina quienes utilizan normalmente Internet y es responsable de las diferencias significativas que se dan entre los grupos más jóvenes y aquellos de edad más avanzada. Últimamente sin embargo, la brecha digital se va estrechando cada vez más, dato reflejado en un nuevo informe de Kaspersky, que pone en evidencia la necesidad de formación y apoyo para lidiar con la tecnología por parte de las generaciones mayores de 55 años. Se trata de un estudio online sobre las pautas de comportamiento en este sentido, de 11.000 consumidores en 13 países de todo el mundo con una distribución equilibrada por país, género, edad y región. Los datos que aquí aparecen corresponden a los resultados de España.

En efecto, cerca del 40% de los mayores de 55 años de nuestro país admite no tener muchos conocimientos sobre tecnología. Y, sin embargo, el 49% considera que el uso que hacen de la tecnología les hace sentirse mejor con ellos mismos, con mayor autonomía y, por lo tanto, más libres. Asimismo, el conocido fenómeno FOMO (fear of missing out), es decir, el miedo a quedarse atrás es bastante común en esta generación.

Así, no extraña que el 43% de los mayores de 55 años acuden a sus hijos o a otros miembros más jóvenes de la familia para recibir apoyo informático en remoto. Sin embargo, mientras que a nivel mundial el 18% echa más en falta el soporte técnico de sus hijos que su compañía, en España esta cifra es tan sólo del 8%. En nuestro país, pagar a cambio de ayuda tecnológica tampoco se lleva. Mientras que el dato global muestra que, en su deseo de obtener apoyo de los miembros de la familia, el 15% de los mayores de 55 años en todo el mundo han llegado a utilizar esta técnica, en España esta cifra se queda en el 9%.

«Las generaciones mayores se están convirtiendo en el punto débil de nuestra sociedad conectada, y su excesiva dependencia de los miembros más jóvenes de la familia no es una solución definitiva, sino un parche. Está claro que se necesita una mejor educación para romper este círculo vicioso. Kaspersky se compromete a fomentar la concienciación sobre ciberseguridad entre los mayores de 55 años y a darles la confianza necesaria para llevar a cabo sus actividades online sin necesidad de ayuda», explica Alfonso Ramírez, director general de Kaspersky Iberia.

Un 43% de los mayores de 55 años pide ayuda tecnológica a sus hijos

Para muestra, un botón. La mayoría de este colectivo en España admite haber necesitado ayuda en los últimos 12 meses para proteger un router, instalar una solución de ciberseguridad o combatir algún virus informático. Probablemente, gracias a esta ayuda, casi dos tercios (62%) dice estar seguro de que todos sus dispositivos cuentan con una protección adecuada y actualizada.

«Los avances tecnológicos pueden resultar abrumadores para las personas mayores que a menudo temen ser engañados o estar expuestos a las amenazas que conllevan la tecnología. Contar con el conocimiento adecuado puede ayudarles a que sientan menos abrumados», agrega Kathleen Saxton, fundadora de Psyched Global y psicoterapeuta.

Kaspersky ha creado una serie de guías para dotar a la generación de mayores con conocimientos básicos que les permitan reducir las brechas de conocimiento tecnológico y minimizar el riesgo de ciberataques.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.